BARRIO DEL ARTISTA

Centro histórico, 8 norte y 4 oriente

 

Es sobre la 4 oriente que uno puede observarse a través de un marco, escultura de bronce que cual recuadro de pintura te sitúa performáticamente en la escena, te ofrece un fondo y te jala al cuadro. Ya dentro se miran los arcos, pequeñas estructuras rojizas que junto con sus puertas pesadas de madera conforman los 45 estudios de distintos artistas; podemos asomarnos y mirar dentro, observar con atención las pinturas que aguardan y a sus respectivos creadores, hoy tal vez no contamos con su presencia a fuera adornando con sus taburetes el pasaje porque es menester mantenerse a salvo y mientras así sucede, las aves se apropian de las esculturas, las bancas y los árboles, las jardineras presumen las hojas secas que ha dejado lo insólito, los cafés se mantienen cerrados y aquellos que caminan lo hacen asombrados o en  búsqueda de atavíos de una rutina alejada hacia el pasado; una voz con un cigarro sale de una puerta mientras que un bebé corre y ríe seguido de sus padres, el pasaje se abre pero las puertas siguen cerradas, sonidos apagados de una fuente sorda.